Últimas noticias

La recuperación de la población de lobo gris mexicano (Canis lupus baileyi) en la frontera norte es claramente exitosa

La recuperación de la población de lobo gris mexicano (Canis lupus baileyi) en la frontera norte es claramente exitosa

Ciudad de México, México, 12 de junio de 2018, México Ambiental.- Después de estar prácticamente al borde de la extinción debido a la matanza de rancheros y ganaderos, los trabajos de reproducción y reintroducción de lobo gris mexicano (Canis lupus baileyi) en territorios del norte de México y sur de Estados Unidos avanzan exitosamente y hoy la población asciende a 356 ejemplares que están en perfectas condiciones de salud y en franco proceso de reproducción.

 

Xóchitl Ramos Magaña, egresada de la FES Cuautitlán e integrante del Grupo de Manejo del Mexican Gray Wolf Species Survival Plan explicó que uno de los riesgos principales es la hibridación por lo que se trabaja para evitar que los lobos tengan contacto con los perros de rancherías en el norte del país, donde lamentablemente ya se han encontrado ejemplares híbridos, llamados “loberros” o “coyolobos”

 

Explicó que el lobo gris mexicano (Canis lupus baileyi) fue declarado en peligro de extinción a finales de los 70 y desde esa época se estimó que su número llegaba a apenas a medio centenar en territorio nacional.

 

En la actualidad la especie se protege, rehabilita y conserva en la zona norte de nuestro país y el sur de Estados Unidos, a partir del trabajo y esfuerzo de especialistas y ciudadanos agrupados en 55 instituciones multidisciplinarias, 38 de ellas pertenecientes a la Unión Americana y el resto a México.

 

Xóchitl Ramos Magaña, veterinaria egresada de la Facultad de Estudios Superiores Cuautitlán de la UNAM, es una de los expertos preocupados, y ocupados, en su cuidado y también forma parte de grupo de manejo del Mexican Gray Wolf Species Survival Plan que es una institución determinante para el éxito reproductivo y recuperación de los lobos. Como especialista en fauna silvestre, desde hace años ha contribuido a su conservación y rehabilitación.

 

Ramos Magaña, veterinaria del Zoológico de Chapultepec, explicó: “En México contamos con un centro de rehabilitación, con dos encierros. Las zonas de liberación se ubican entre Sonora, Chihuahua, Durango, Zacatecas y Nuevo León; y en Estados Unidos, entre Arizona y Nuevo México”

 

Cada uno de los lobos liberados cuenta con un radiocollar para su monitoreo lo que ha permitido identificar que uno de los problemas más serios para esta población creciente son algunos ganaderos e integrantes de bandas del crimen organizado. Los denominó los “nuevos antagónicos”.

 

En la Facultad de Ciencias (FC) ahora mismo se trabaja en la rehabilitación para la vida libre de los lobos consiste en conservar no sólo sus patrones conductuales “silvestres”, sino su estructura social, “… para que puedan cazar presas apropiadas: venados, pecaríes, guajolotes, liebres y otros mamíferos pequeños”.

 

Recomendó que cuando están en cautiverio no se deben crear lazos afectivos entre estos y los humanos, ni dependencia alimenticia, pues cuando son liberados buscan a la gente y eso los pone en riesgo.

 

Una de esas historias fantásticas del trabajo de recuperación es “Carlitos”, un ejemplar que cuando ingresó al Centro Ecológico de Sonora, estaba enfermo, pero sobrevivió al moquillo tras un par de meses. Luego, un virus propio de los felinos lo envió 15 días a terapia intensiva pero salió adelante y fue nombrado con la identidad del veterinario que lo salvó.

 

En 2017, junto a una hembra y sus cachorros, fue liberado, pero no aprendió a cazar. Depredó ganado, se acercó a los poblados y un mes después regresó a cautiverio, para rehabilitarse hacia la vida libre. Ahora es uno de los 356 ejemplares del lobo gris mexicano protegidos y ha logrado establecerse exitosamente en su nueva vida silvestre.

 

El manejo en cautiverio es puntual, con un plan genético, etológico y de medicina preventiva, así como con un programa de rehabilitación, con pre liberación y liberación, aseguró Ramos Magaña y para el salvamento genético, los animales más representativos de su especie son los principales candidatos a ser liberados.

 

Sin embargo aunque se trata de evitar que los lobos tengan contacto con los perros de rancherías en el norte del país, se han encontrado híbridos, que son llamados “loberros” o “coyolobos”. “No deseamos que suceda esa mezcla”, finalizó.

 


Tags asignados a este artículo:
lobo gris mexicanoMEXICOnorte de México

Artículos relacionados

En Ocosingo, Chiapas, México tiene cuatro zonas de extraordinaria importancia ecológica e histórica

Chan-kin, Área de Protección de Flora y Fauna. Fotos: Semarnat/Miguel Ángel Cruz y David Grajales   Ciudad de México, México,

Orientado a investigar y resolver retos binacionales, se realizó en Ensenada la Escuela de Verano de Cómputo Ubicuo

Ensenada, Baja California, México, 2 de o octubre de 2017, México Ambiental.- Integrar la tecnología a la vida diaria para

Deslave destruye 22 casas y una iglesia en Guerrero

Foto: Notimex San Pedro Huitzapula, Atlixtac, Guerrero, México, 13 de octubre de 2015, CB Televisión.- El secretario de Protección Civil