Connect with us

Ciencia

El gran desafío nacional es invertir mucho más en ciencia: diputada Marivel Solís, de la Comisión de Ciencia, Tecnología e Innovación

Published

on

Ciudad de México, México, 6 de noviembre de 2020, México Ambiental.- En el foro virtual “Biotecnología. Impactos futuros para el país”, realizado para destacar logros y aportaciones de esta especialidad al conocimiento científico, y su potencial de cara al futuro y el bienestar de los mexicanos, la presidenta de la Comisión de Ciencia, Tecnología e Innovación, la diputada Marivel Solís Barrera (Morena), afirmó que el Poder Legislativo tiene el desafío de generar una regulación que garantice seguridad, calidad y eficacia en los resultados de la investigación biotecnológica.

“El gasto público destinado a ciencia, tecnología e innovación debe crecer progresivamente y también la inversión privada debe apostar más en innovación”, añadió.

Comentó que la intervención del Estado es indispensable para asegurar un ambiente que contribuya a facilitar la innovación biotecnológica fomentando la competencia e impulsando la adopción de mejores prácticas.

Reconoció la importancia de la ciencia en el desarrollo del país, por lo que consideró indispensable fortalecer la formación de recursos humanos de alto nivel, extender programas académicos, preparar especialistas, generar mayores incentivos y propiciar que la vinculación entre la industria y la academia sea más efectiva.

“Tenemos que hacer un alto y plantear un nuevo modelo que permita analizar a fondo el tema de ciencia, tecnología e innovación y elaborar una ruta crítica con mayores resultados y este espacio es una oportunidad de escuchar a los expertos y encontrar rutas más adecuadas para la investigación y tener un avance real”, subrayó.

El diputado Brasil Alberto Acosta Peña (PRI) indicó que el dinero público debe favorecer las investigaciones biotecnológicas en aras del interés social. “Debemos escuchar a los investigadores e involucrar con políticas públicas y presupuesto al Congreso para que lo dicho en el foro no quede en el aire”.

Señaló que el paradigma que puede frenar o desarrollar el uso de la tecnología es el sistema de mercado que domina y que ha puesto el aspecto económico por encima de interés humano, “que debería estar en el centro y no el afán de lucro”.

El presidente de la Sociedad Mexicana de Biotecnología y Bioingeniería, Jaime Ortega, leyó el pronunciamiento de la comunidad científica donde solicitan que en la discusión del PEF-2021 se canalicen recursos para el sector, así como escuchar a los científicos en la discusión de la iniciativa de Ley de Ciencia, Tecnología e Innovación.

Debe prevalecer la Ley de Bioseguridad vigente, que establece el modo de actuar de la CIBIOGEM (Comisión Intersecretarial de Organismos Genéticamente Modificados) y mantenerla como entidad independiente.

“La biotecnología seguirá su desarrollo en el mundo y su desacreditación en el país solamente aumentará el rezago y dependencia tecnológica. El mayor riesgo para el país es no utilizar, promover y desarrollar la biotecnología”, subrayó.

De la Universidad Nacional Autónoma de México, Brenda Valderrama solicitó que los legisladores generen certeza jurídica para el desarrollo de la biotecnología, incluyendo el estudio de técnicas genómicas. Destacó la importancia de reactivar el presupuesto para programas de apoyo a innovación de pequeñas y medianas empresas y crear alternativas a los fideicomisos para recuperar la inversión multianual, así como impulsar la investigación clínica y cerrar la brecha en el desarrollo de nuevos medicamentos.

El vicepresidente de la Academia Mexicana de Ciencias, José Antonio Seade Kuri, detalló que la biotecnología es una herramienta para lidiar con los problemas que presenta la humanidad en salud, energía, medio ambiente y alimentación. Destacó el trabajo de los biotecnólogos mexicanos, quienes durante la pandemia estudian la caracterización genómica de los virus, el desarrollo de vacunas, pruebas de diagnóstico y búsqueda de agentes terapéuticos.

La investigadora del Instituto de Biotecnología de la UNAM, Laura Palomares, en el tema de Biotecnología y Salud, indicó que México está a la deriva y depende de los mercados internacionales para tener las vacunas del cuadro básico, debido a la falta de coordinación económica y políticas públicas que fomenten su producción. “Los brotes de sarampión en el país están relacionados a la falta de inmunización”, advirtió.

En el tema de Biotecnología y Seguridad Alimentaria, Alfredo Herrera, director de la Unidad de Genómica Avanzada-Langebio, Cinvestav, dijo que se debe impulsar el desarrollo biotecnológico del país, de lo contrario aumentará la dependencia tecnológica y alimentaria; habrá menor competitividad; la pobreza será mayor y más precaria; aumentará el deterioro ambiental y la pérdida de biodiversidad.

El investigador de la UNAM, Sergio Revah, abordó el tema Biotecnología y Cambio Climático. Dijo que la preservación y mejora del medio ambiente requiere legislación, incentivos y recursos adecuados, de ahí la importancia de que los legisladores escuchen a los especialistas. Planteó desarrollar soluciones específicas propias, porque “a diferencia del caso de las vacunas, que se pueden importar, no podemos exportar nuestras aguas contaminadas para que nos las regresen limpias, ni podemos importar aire ni suelos limpios”.

El rector de la UAM, Unidad Lerma, Mariano García Garibay, puntualizó que es importante que la biotecnología tenga continuidad como un área estratégica y consolidada a fin de garantizar el crecimiento socioeconómico del país que promueva una menor dependencia tecnológica.

Mayra Pérez Tapia, del Instituto Politécnico Nacional, consideró que una tarea pendiente es incentivar la inversión dirigida a la ciencia y biotecnología; es importante fomentar la creatividad de las empresas. “Las terapias de vanguardia contra tumores y las vacunas requieren para su desarrollo de una inversión fuerte que tiene que venir del Estado y promovida por empresas privadas que puedan coinvertir”.

El líder de proyectos de Bioprocesos en la UDIBI-IPN y moderador del foro, Ramsés Gamboa, mencionó que el objetivo de esta reunión es conocer el mejoramiento de la calidad de vida de los seres humanos y el desarrollo económico, tanto a nivel nacional como internacional, de la biotecnología.