Pescadores ribereños, fundamentales para la economía regional en México

Pescadores ribereños, fundamentales para la economía regional en México

Ciudad de México, México, 11 de agosto de 2017, México Ambiental.- En México, la pesca de pequeña escala artesanal contribuye a la seguridad alimentaria, a la nutrición y a la erradicación de la pobreza en el mundo y de hecho 90 por ciento de los pescadores, de los 20 millones de pescadores del mundo que son pescadores ribereños, suministran 50 por ciento del total de la producción de la pesca de captura que supera el volumen mundial de 93 millones  de toneladas, aseguró Fernando Soto Vaquero, representante de la FAO en México, durante el foro Pesca Artesanal Sustentable en México: Por más alimentos y menos pobreza realizado el pasado 9 de agosto por la Comisión de Pesca y Acuacultura del Senado de la República donde se presentó el libro Directrices para la pesca de pequeña escala: implementación global”.

 

Allí, el senador Ernesto Ruffo Appel, presidente de esa comisión, afirmó que las directrices voluntarias para garantizar la pesca sostenible en pequeña escala, en el contexto de la seguridad alimentaria y la erradicación de la pobreza, se diseñan para apoyar a millones de pescadores en el mundo, particularmente en los países en desarrollo y pretenden orientar a los gobiernos, a las comunidades pesqueras y al poder legislativo, para lograr una pesca segura y sostenible en favor de las comunidades que realizan pesca en pequeña escala.

 

En México, 85 por ciento de los pescadores mexicanos se dedican a la pesca ribereña, 95 por ciento de los equipos pesqueros se encuentran en este rubro y representan 50 por ciento de la producción total. En el país, trabajan 350 mil pescadores de tipo artesanal y operan 74 mil embarcaciones.

 

Ruffo Appel aceptó que aún existen enormes desafíos para llevar estas directrices a todas las comunidades de pescadores ribereños y hacerlos partícipes, para que se empoderen a través del ejercicio de los derechos que tienen.

 

Con la implementación de las directrices para la pesca en pequeña escala en el país se podrán integrar las políticas necesarias, en colaboración con los pescadores.

 

Fernando Soto Vaquero refirió que las directrices voluntarias para garantizar la pesca sostenible en pequeña escala -en el contexto de la seguridad alimentaria y la erradicación de la pobreza- están diseñadas para apoyar a millones de pescadores artesanales en el mundo, en particular en los países en desarrollo, promoviendo sus derechos humanos y salvaguardando un uso sostenible de los recursos pesqueros, de los que depende su subsistencia.

Estas directrices complementan otros instrumentos internacionales vigentes que tienen como común denominador los principios de los derechos humanos como el Código de Conducta para la Pesca Responsable de la FAO, el derecho a la alimentación que está consignado en la Constitución de México y las directrices voluntarias para la gobernanza responsable de la tenencia de la tierra, la pesca y los bosques, del Comité de Seguridad Alimentaria Mundial.

 

Refirió que el 10 de junio de 2014 concluyó un proceso que inició en 2011,  en el que representantes de más de 100 países y observadores procedentes de organizaciones de la sociedad civil, organizaciones nacionales y no gubernamentales, aprobaron estas Directrices en el Comité Mundial de Pesca (COFI), único foro intergubernamental en el mundo donde se examinan periódicamente los problemas de la pesca y la acuacultura a nivel internacional.

 

Aseguró que este nuevo instrumento internacional representa un consenso mundial sobre los principios y la orientación, referentes a la gobernanza y el desarrollo de la pesca de pequeña escala.

 

Fernando Soto Vaquero indicó que las directrices ofrecen un importante instrumento para aumentar la contribución de la pesca de pequeña escala a la seguridad alimentaria, con su aplicación se pretende promover y mejorar el desarrollo equitativo  y la condición socioeconómica de las comunidades de pescadores de pequeña escala.

 

Jorge Luis Reyes Moreno, director general de Organización y Fomento de la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca, explicó que en México, los pescadores de las comunidades ribereñas contribuyen en la economía regional y apoyan a la sociedad a  través de la creación de empleos, generación de divisas y aportan productos de alta calidad al sector alimentario.

 

Con la representación del Comisionado Nacional de Acuacultura y Pesca, Mario Aguilar Sánchez, en este foro, señaló que este trabajo editorial propone principios y guías para el desarrollo de la pesca responsable de pequeña escala.

 

Reconoció el esfuerzo de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), para que el sector pesquero cuente con una iniciativa global plasmada en este primer instrumento de directrices voluntarias, aplicables en la pesca de pequeña escala en aguas marinas y continentales.

 

En el patio del Senado de la República afirmó que la CONAPESCA atiende en su tarea de promoción de la pesca los principios de sustentabilidad y desarrollo equilibrado, al tiempo que se compromete a instrumentar las herramientas necesarias que permitan que las propuestas de esta iniciativa se concreten de manera efectiva y expedita.

 

En la presentación del libro participó Silvia Salas Márquez, investigadora del Centro de Investigación y de Estudios Avanzados del Instituto Politécnico Nacional (Cinvestav).



Artículos relacionados

Así nace un nuevo planeta

Ciudad de México, DF, México, 27 de Diciembre de 2015, ABC .- Un grupo de investigadores de la Universidad de

Cuarta arribada de tortuga lora (Lepidochelys kempii) en Rancho Nuevo, Tamaulipas

Ciudad de México, México, 27 de abril de 2017, México Ambiental.- Al menos 5 mil ejemplares de tortuga lora (Lepidochelys

Trabajo de la CONAGUA, fundamental en la gestión integral de los recursos hídricos

Ciudad de México, DF, México, 17 de agosto de 2015, México Ambiental.- Ante los grandes retos que representa el cambio climático,