Últimas noticias

Mares patrimoniales de México

Mares patrimoniales de México

Ciudad de México, México, 31 de julio de 2018, México Ambiental.- México es privilegiado por su posición geográfica al estar rodeado por el Océano Pacífico, Golfo de California, Golfo de México y el Mar Caribe además de contar con numerosas islas e islotes, lo que genera una gran riqueza de ecosistemas y especies de gran importancia para el país.

 

En México, en la mayoría de estos ecosistemas marinos habitan un gran número de organismos. Pueden encontrarse más de 300 especies de medusas, corales y anémonas; más de 4 mil especies de moluscos como pulpos, caracoles y almejas; más de 5 mil especies de crustáceos como los camarones, cangrejos, jaibas y langostas. Alrededor de 2,500 especies de peces, tiburones y rayas; alrededor de 50 especies de mamíferos marinos y un total de 11 especies de tortugas y cocodrilos.

 

En un documento público, la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales de México y la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad (Conabio) se afirma que los ecosistemas marinos son una de las principales fuentes de alimentación para el ser humano. México aprovecha gran parte de las especies que habitan en nuestros mares y el camarón, atún,  huachinango, lisa, mero y sardina son las especies de mayor consumo. Sin embargo, más 230 especies de peces del Golfo de México, 95 especies del Mar Caribe y 240 del Océano Pacífico, son explotadas para consumo.

 

La mayor parte de la superficie del planeta Tierra (70.8%, 362 millones de km2) está cubierta por océanos y mares que ocupan un enorme espacio favorable para el desarrollo de la vida. Si se excluyen los insectos, 65% de las especies conocidas de la Tierra son marinas (Thorson 1971). No es de extrañar entonces que nosotros dependamos de los océanos y las zonas costeras para la obtención de un sinnúmero de recursos tales como los alimentos y de múltiples servicios ambientales además de la recreación. Paradójicamente, las actividades humanas son la causa principal del deterioro de los mares.

 

México es uno de los países megadiversos a escala mundial con mayor extensión oceánica (∼ 65%) que terrestre (35%), distribuida en la región del Océano Pacífico -incluyendo los Golfo de California y Tehuantepec- y en el Océano Atlántico -con el Golfo de México y el Mar Caribe. El Golfo de México contiene al Golfo de Campeche. Esto genera una amplia variedad de ecosistemas y de especies, así como de procesos ecológicos.

 

Como una herramienta para la conservación de los océanos, la Comisión para la Cooperación Ambiental de América del Norte (CCA) ha dividido los mares mexicanos en ocho regiones ecológicas marinas o ecorregiones dentro de la Zona Ecológica Exclusiva (ZEE): Norte del Golfo de México. Sur del Golfo de México. Mar Caribe. Pacífico centroamericano. Transición Mexicano del Pacífico. Golfo de California. Pacífico Sudcaliforniano. Transición de la Bahía de Monterrey en el Pacífico. Los límites de estas ecorregiones marinas se circunscriben a los de la jurisdicción de la ZEE.

 

México posee una gran riqueza natural en sus regiones oceánica y costera, ligada a la extensión territorial y diversidad, producto de su singular fisiografía y posición geográfica intertropical. Los litorales de México tienen una extensión de 11,122 km, exclusivamente en su parte continental y sin incluir litorales insulares, de los cuáles 7,828 km pertenecen al Océano Pacífico y 3,294 km al Golfo de México y Mar Caribe (INEGI 2002).

 

La zona marítima de jurisdicción en México tiene su fundamento según la Ley Federal del Mar 1986, incluye el mar territorial, la zona contigua y la zona económica exclusiva.

 

El Mar Territorial de México constituye la franja del mar adyacente a las costas nacionales, sean continentales o insulares, en la cual la Nación ejerce soberanía, incluyendo el lecho y subsuelo de ese mar, así como el espacio aéreo suprayacente. La anchura es de 12 millas náuticas (22,224 m), medidas a partir de la línea de base, sean normal o rectas o una combinación de las mismas.

 

La Zona Contigua de México es una zona adyacente al mar territorial que se extiende hasta las 24 millas náuticas (44,448 m), contadas a partir de las líneas de base, de las cuales se mide la anchura del Mar Territorial.

 

La Zona Económica Exclusiva (ZEE) de México es un área situada más allá del mar territorial y adyacente a éste. Comprende la franja de mar que se mide desde el límite exterior del mar territorial hasta una distancia máxima de 200 millas náuticas (370.4 km) mar adentro, contadas a partir de la línea base desde la que se mide la anchura de éste. El límite interior de la ZEE coincide idénticamente con el límite exterior del Mar Territorial. En esta zona la Nación ejerce derechos de soberanía para fines de exploración y explotación económica, es decir, es una zona donde los barcos mexicanos pueden circular libremente con fines de transporte o para aprovechar sus recursos naturales.


Tags asignados a este artículo:
biodiversidadMaresMEXICO