Últimas noticias

La probabilidad de que una tortuga marina muera tras ingerir una sola pieza de plástico es del 22%

La probabilidad de que una tortuga marina muera tras ingerir una sola pieza de plástico es del 22%

FOTO: Shutterstock

Madrid, España, 19 de septiembre de 2018, ABC. – Una tortuga marina tiene un 22% de posibilidades de morir si ingiere una pieza de plástico, señala un estudio publicado recientemente que cuantifica por primera vez el riesgo mortal al que se enfrentan estos animales como consecuencia de la contaminación de los océanos.

La investigación también indica que hay un 50% de posibilidades de que una tortuga marina muera cuando tiene unas 14 piezas de plástico en el estómago, según un comunicado de la Organización para la Investigación Industrial y Científica de la Mancomunidad de Australia (CSIRO).

Pero, «una sola pieza de plástico puede matar a una tortuga», dijo Kathy Townsend, de la Univeridad de Sunshine Coast, quien participó en el estudio en el que se analizaron mil cadáveres de estos animales marinos hallados en las playas de toda Australia.

«Algunas de las tortugas que estudiamos comieron una sola pieza de plástico, lo que fue suficiente para matarlas. En un caso, (observamos que) el intestino estuvo perforado y en otro, que el plástico blando atascó el intestino», precisó la científica.

Antes de esta investigación no se sabía con certeza si los plásticos en los océanos mataban a las tortugas marinas o si simplemente las ingerían sin que les causara daño.

«Sabíamos que las tortugas comían mucho plástico, pero no sabíamos con certeza si los plásticos les causaban la muerte o si la presencia del plástico en su interior coincidía con su muerte», recalcó el investigador principal Chris Wilcox, de CSIRO.

Las tortugas marinas se cuentan entre los primeros animales conocidos que ingieren residuos plásticos, un fenómeno que ocurre en todas las regiones del planeta y en las siete especies de tortugas marinas.

A nivel mundial, se calcula que un 52% de las tortugas marinas han comido plástico.

«Millones de toneladas de residuos plásticos entran a los océanos de nuestro planeta cada año», subrayó Wilcox al explicar que el modelo desarrollado ayudará a entender el impacto de la ingesta de plásticos en las poblaciones de tortugas marinas o las especies en peligro.


Tags asignados a este artículo:
biodiversidadcontaminacionmundoPlástico

Artículos relacionados

Decretada la primera contingencia ambiental de Ciudad de México en 2018

Ciudad de México, México, 7 de junio de 2018, El País.- La Ciudad de México tiene su primera crisis ambiental

El primer santuario para elefantes maltratados de América del Sur cumple tres años

Chapada dos Guimares, Brasil, 29 de agosto de 2018, ABC. – Este santuario se encuentra ubicado en el parque natural

¿Qué es la basoexia?

Ciudad de México, México, 4 de Marzo de 2016, Muy Interesante.- Las parafilias, ya sabemos que representan patrones de comportamiento