La depredación de la lobina (Micropterus salmoides) en México

La depredación de la lobina (Micropterus salmoides) en México

José Juan Sarabia González

Visita: www.pescar.com.mx

La suprema realidad de nuestro tiempo es la vulnerabilidad de nuestro planeta: J. F. Kennedy

Querétaro, Querétaro, México, 9 de enero de 2021, Pesca en Directo.- Decidí escribir y hacer un poco de investigación sobre el tema de la depredación de la lobina (Micropterus salmoides) en nuestro país.

En estos últimos meses de pandemia y de encierro -ya eterno para muchos de nosotros-, por redes sociales y chats con amigos, se compartieron imágenes de redes sociales donde con vídeos y fotografías, donde se mostraban enormes ensartas de lobinas de todos tamaños, que de manera indiscriminada mostraban orgullosos como un trofeo, y exhibían las fotos contando sus grandiosas hazañas pesqueras.

Existen canales de YouTube donde publican videos dónde, con tarrayas y en el mejor caso con caña y sedal, atrapan muchos peces con fines totalmente alejados de la pesca deportiva Incluso escenas cocinando todo lo capturado, hasta no dejar nada en las presas y lagos.

Peor aún, otras personas comparten testimonios de ejemplares muy grandes (entre 3 a 4 kilogramos), que, sin duda, poseen una gran genética para su reproducción. Las tienen muertas, en el piso, en algunas cubetas o en enormes ensartas colgadas en algún árbol a la orilla del embalse.

¿No existe reglamento alguno?, ¿no existe autoridad que vigile y sancione? Son preguntas obligadas.

Habrá que incluir en este artículo, sin duda, el ejemplo que tenemos con los vecinos del norte en cuánto a conservación, manejo y cuidado de sus especies acuáticas.

Ellos tienen una agencia que se llama Servicio de Pesca y Vida Silvestre de Estados Unidos, US Fish and Wildlife Service, FWS, en inglés, fundada en 1940. Dependen del Departamento del Interior y su misión es, junto con otras dependencias, la conservación, protección y mejora de la vida silvestre y la pesca en cada rincón de ese país. Administran 548 parques nacionales y 66 criaderos de peces para repoblar lagos y ríos.

Como ejemplo quise tomar a Texas, un estado vecino a nuestra frontera norte; un estado muy bien organizado en estos temas de la vida silvestre y pesca. Ello tienen una agencia denominada Texas Parks and Wildlife, https://tpwd.texas.gov/regulations/outdoor-annual/, donde tramitas tus permisos de pesca y cacería, dependiendo la temporada. En el caso de los permisos de pesca anuales, no son obligatorios hasta los 17 años de edad y también tiene excepciones para adultos mayores; los costos de los permisos van desde los 30 dólares para residentes texanos, y para no residentes del estado hasta los 58 dólares. Para pesca en agua salada es 5 dólares más caro en ambos supuestos. Hay permisos mixtos para ambos tipos de pesca y un sinfín de tarifas dependiendo que se necesite les dejo la liga para navegarla. https://tpwd.texas.gov/regulations/outdoor-annual/licenses/fishing-licenses-stamps-tags-packages/fishing-licenses-and-packages

Ahora… ¿Qué sanciones tienes si violas los reglamentos por hacer una pesca ilegal? https://tpwd.texas.gov/regulations/outdoor-annual/fishing/general-rules-regulations/laws-penalties-restitution

Si violas alguna de las reglas de pesca y vida salvaje, las clasifican, según la gravedad de la falta; las más sencillas las llaman clase “C”, y las multas van de los 25 hasta los 500 dólares. En las faltas tipo “B”, las multas aumentan de 200 a 2,000 dólares, o 6 meses de cárcel. Las faltas tipo “A”, son multas desde 500 hasta 4,000 dólares, o un año de cárcel.

Hay gente que comete felonías (actos reincidentes) que alcanzan multas de hasta 10,000 dólares, o dos años de cárcel, y pueden perder su derecho a licencias hasta por 5 años.

Este es solo un ejemplo de uno de los estados mejor organizados que tenemos -como vecino-, y nos sirve para dimensionar la importancia que debemos darle a la vida silvestre y sobre todo a nuestras especies en aguas dulces y saladas en los cuerpos de agua en nuestro país.

Ahora conozcamos un poco cómo funciona en México.

Aquí existe la Secretaria de Agricultura y Desarrollo Rural (SADER) a escala federal, de la que depende la pesca: la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (Conapesca); en teoría en todos los estados tenemos una oficina de ellos para realizar trámites, muchos de ellos para programas de acuacultura y desarrollo de especies en costas y tierras continentales; también para tramitar los permisos correspondientes para pesca deportiva y comercial.

Tenemos una Ley General de Pesca y Acuacultura Sustentable, publicada el 24 julio de 2007, que tiene por objeto regular, fomentar y administrar el aprovechamiento de los recursos pesqueros y acuícolas en el territorio nacional y las zonas sobre las que la nación ejerce su soberanía y jurisdicción. Además, establecer las bases para el ejercicio de las atribuciones que en la materia corresponden a la federación, las entidades federativas, los municipios y, en su caso, las demarcaciones territoriales de la Ciudad de México. Y es donde vienen las sanciones correspondientes en el abuso y el exceso en la explotación de la pesca en costas y aguas continentales.

Nuestras leyes de Pesca son buenas y tienen tremendos castigos para los infractores vamos a hacer un pequeño resumen.

El art. 41 nos habla de que debemos tener permiso para practicar la pesca deportiva en el apartado 7. Dicho permiso puede ser por un día, por un mes o anual. El art. 67 señala que los pescadores y los prestadores de servicios turísticos de pesca, deberán tener su permiso vigente.

El art.132 habla de las infracciones más comunes que van desde no tener permiso de pesca, la simulación de la pesca deportiva y lucrar con ella; también habla de no capturar peces en veda o de tallas inferiores a las permitidas; y habla también de no comercializar las capturas al practicar la pesca deportiva. Las infracciones aparecen en el art. 133 que van desde amonestaciones, multas económicas, arrestos por 36 horas, decomiso de embarcaciones y las artes de pesca. El artículo 138 es el más interesante al ver el monto de las multas que se pueden hacer acreedores los que violenten la Ley de pesca.

Hay 4 apartados. 1. Rango de multa de 10 a 100 salarios mínimos (1232.00 pesos a $ 12,322.00) 2. Rango de 101 a 1000 SM ($ 12,445.00 a $ 123,220.00) 3. 1001 a 10,000 SM ($ 123,343.00 a $ 1, 232,200.00); y la más cuantiosa. el apartado 4. 10,001 a 30,000 SM ($ 1,232,323.00 a $ 3,696,600.00).

Habla también, como en las leyes americanas, que en caso de felonías (actos reincidentes) las multas anteriores se duplicarán para dichas personas que vuelvan a sorprender violentando las normas pesqueras.

Lo interesante que los fondos recaudados por todas las infracciones según el art. 144 servirán para promover los programas de inspección y vigilancia en nuestras aguas marítimas y continentales.

La ley General de pesca fue reformada el 19 de septiembre de 2016, y en ella se habla del máximo permitido diario para consumo doméstico y con el permiso de pesca vigente que son 5 ejemplares de los cuales solo 1 puede ser lobina negra o florida, mínimo de 35 cm de largo. Aquí es donde entra el supuesto dónde violan la ley, todos los depredadores de lobina que se llevan docenas sin permiso en un día normal y de todos tamaños.

Esta ley reformada en 2016, abroga la norma oficial mexicana NOM-060-SAG/PESC-2014 de cuerpos de agua continentales; en el artículo cuarto transitorio enlista 16 embalses con sus 16 normas oficiales mexicanas que permanecen vigentes para el aprovechamiento de algunas especies para captura comercial. Se emite el famoso Anexo 1 donde sí existen presas que autorizan aprovechamiento de especies como tilapia, bagre, carpa y en algunas, incluso, lobina con tallas mínimas y número determinado entre 1 a 3 máximo 5 ejemplares; cada embalse tiene sus reglas en dicho anexo 1. Por eso es importante leer cuidadosamente ese anexo para no caer en violaciones a la ley de pesca en el determinado embalse donde decidas ir de pesca.

Recordemos que hay un dicho jurídico muy acorde al tema que hoy tratamos y que muchas veces no dimensionamos nuestros actos. La ignorancia no exime del cumplimiento de la ley (ignorantia juris non excusat o ignorantia legis neminem excusat) es un principio del Derecho que indica que el desconocimiento o ignorancia de la ley no sirve de excusa para su cumplimiento.

Me llama la atención que sí existen algunos estados de la república que tienen un estricto orden con la pesca, hay dos casos específicos que pondré de ejemplo. Comparto un par de notas:

Sonora

Hermosillo, Sonora.-Una multa de hasta un millón y medio de pesos, podría alcanzar como sanción, Víctor N., luego de haber sido sorprendido por las autoridades en posesión de 59 piezas de lobina, especie que se encuentra en veda, desde el primero de febrero hasta el 31 de marzo del presente año.

El pasado fin de semana, tras recibir una denuncia ciudadana, a través de la Subsecretaría de Pesca y la Dirección de Supervisión y Regulación Pesquera en el estado, realizó un operativo en la cortina de la presa Plutarco Elías Calles, mejor conocida como “El Novillo”, donde se localizó al presunto comercializador, quien es originario de Ciudad Camargo, Chihuahua.

Víctor N. quedó registrado en el acta de inspección No.12/07-128-12-01, documento mediante el cual se realizó el aseguramiento de los ejemplares en veda. La situación jurídica del inspeccionado, y del producto retenido quedará sujeta al procedimiento administrativo de calificación de infracciones, que instruya la unidad jurídica de la Subsecretaria de Pesca y Acuacultura.

Chihuahua

Chihuahua, Chihuahua, 21 de marzo de 2019.-Para asegurar la reproducción de la lobina y el bagre en todo el estado, se castigará con fuertes multas y hasta con cárcel a quien incurra en la pesca intensiva de estas especies. Lo anterior lo informó Arturo Gutiérrez Cano, subdelegado de Pesca de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, quien agregó que la veda para la lobina negra abarca del 10 de marzo al 25 de junio, y para el bagre será del primero de abril al 25 de junio de este año. Agregó que las multas podrán alcanzar un monto de hasta 80 mil pesos y la cárcel podría imponerse a las personas que incurran en la pesca intensiva de la lobina negra y el bagre, para detallar que, con excepción de estas dos especies, las demás están libres para su pesca. En declaraciones al periódico «El Diario de Chihuahua», Gutiérrez Cano agregó que aquellas personas a las que se sorprenda pescando tales especies, dependiendo de la gravedad del caso, se les pueden decomisar las presas y artes de pesca e imponer multas hasta por mil UMAS, así como su presentación ante el Ministerio Público Federal.

Ojalá todos los estados pronto puedan hacer valer las normas y reglamentos de pesca para mejorar la conservación de las especies acuícolas. Y más aún la lobina que deja mucha economía en los cuerpos de agua dónde se fomenta la captura y libera.

Querétaro

En Querétaro ya estamos planeando trabajar con un grupo de personas interesadas en esto y con gente de la Conapesca para formar una brigada de inspección y vigilancia en nuestros cuerpos de agua, para prevenir la desmedida depredación de las especies que hoy existe a ojos vistos.

Esperamos que a partir de 2021 tengamos ya el plan de acción que incluye no solo la inspección, sino la resiembra de especies en cuerpos de agua para promover la pesca deportiva en diferentes comunidades en el estado. Además de un programa de señalización y avisos de sanciones en los embalses de la entidad, con un número telefónico para denunciar a los depredadores y que se castiguen con todo el peso de la ley.

La pesca deportiva es nuestra trinchera; esta actividad recreativa-deportiva genera muchos millones de pesos al año en derrama económica en las zonas donde existe esta actividad. La gente local de cada embalse debe ser responsable de vigilar y fomentar la filosofía de captura y libera en bien de ellos mismos.


Tags asignados a este artículo:
México Ambiental

Sin comentarios

Write a comment
Aún sin comentarios! Puedes ser el primero en comentar este artículo!

Escribe un comentario

Tu dirección de e-mail no será publicada.
Los campos requeridos están marcados*