¡Éxito para la Vaquita!

¡Éxito para la Vaquita!

Ciudad de México, México, 29 de julio de 2016, Greenpeace México.- Con tan sólo 60 animales restantes, la vaquita marina está al borde de la extinción. Es por esta razón que 150 mil seguidores de Greenpeace han decido actuar para salvar a este hermoso y tímido animal.  El gobierno mexicano acaba de anunciar nuevas medidas de protección para la especie que habita el Alto Golfo de California. Pero, ¿será suficiente?

Más de 150,000 seguidores de Greenpeace han exigido mayores medidas de protección para la Vaquita, la marsopa más amenazada del mundo. Hoy, quiero agradecer a todos los amantes de la Vaquita por su ayuda para presionar al gobierno mexicano a que esto sucediera.

Hace solamente dos semanas, John Hocevar, el líder de proyecto de Océanos en Estados Unidos, se reunió con el Embajador de México en Washington DC. En dicha reunión, realizada el 7 de julio, mientras los amantes de las vaquitas se manifestaban frente a la embajada, John insistió en el llamado a la prohibición permanente de redes de enmalle en el hábitat de la vaquita y ahora es una realidad.

Prohibiendo las redes de enmalle  y la pesca nocturna para salvar a la vaquita.

Apenas la semana pasada, Mario Aguilar Sánchez, Comisionado Nacional de Acuacultura y Pesca, informó a los periodistas que el uso de redes de enmalle en el hábitat de la vaquita sería prohibido permanentemente a partir de septiembre y la pesca nocturna también será prohibida antes de finales de año. Estas nuevas regulaciones aumentarán la eficacia de la aplicación de las normas de protección de la vaquita en las que trabaja el gobierno de México para recuperar la población de esta especie y rescatarla del filo de la extinción.

El más reciente estimado de población indica que restan aproximadamente 60 vaquitas, víctimas inocentes, que mueren en su mayoría por accidente, debido a la pesca ilegal de totoaba (especie también en peligro de extinción) por su vejiga, la cual alcanza precios estratosféricos en el comercio tradicional chino.

Para salvar a la vaquita, necesitamos apoyar también a las comunidades locales. Es importante resaltar que estas medidas prohibitivas deberían también considerar ofrecer las oportunidades sociales y de sustento que necesitan las comunidades para su desarrollo a lo largo del Alto Golfo de California. Solamente asegurando que existan alternativas económicas para las comunidades locales, que les permitan sustituir la pesca de totoaba, será como podemos asegurar la sobrevivencia de la vaquita.

Es tiempo de celebrar estas nuevas medidas, pero debemos de seguir atentos, ya que aún hay mucho trabajo por hacer antes de que las Vaquitas estén fuera de peligro.

Por Phil Kline *

* Phil es campañista de Océanos en Greenpeace Estados Unidos. Él es un reconocido experto en la política oceánica nacional e internacional, y ha representado a Greenpeace Estados Unidos en la Comisión Ballenera Internacional


Tags asignados a este artículo:
biodiversidadMarinaMEXICOVaquita

Artículos relacionados

Cinco empresas de Jalisco reciben certificados de industria limpia y calidad ambiental

Guadalajara, Jalisco, 19 de septiembre del 2018, México Ambiental. – La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) entregó sendos

Asegura PROFEPA 5 ejemplares de vida silvestre y remite a sujeto a MPF, en Quintana Roo

Benito Juárez,  Quintana Roo,  28 de mayo de 2015, México Ambiental.- La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA), Delegación

Se han decomisado cerca de 11 mil productos de vida silvestre en lo que va del año

Ciudad de México, México, 22 de mayo de 2019, México Ambiental. – En lo que va del año, la Procuraduría