Empleos ambientales

Ver más

Aprendiz de reportera, México

Postúlate: La fecha límite para postularte al

Últimas noticias

En México, el avistamiento de la ballena gris (Eschrichtius robustus) obliga a cumplir con ciertas reglas para su conservación

En México, el avistamiento de la ballena gris (Eschrichtius robustus) obliga a cumplir con ciertas reglas para su conservación

Ciudad de México, México, 7 de marzo de 2018, México Ambiental.- La temporada  de avistamiento de la ballena gris (Eschrichtius robustus) en aguas mexicanas del Pacífico y Mar de Cortés es de noviembre a marzo; sin embargo, este último mes es el mejor de la temporada porque los ballenatos, nacidos entre noviembre y diciembre han alcanzado la edad para juguetear y saltar en el agua.

 

Las ballenas comienzan a llegar a los santuarios en aguas mexicanas a finales de octubre para tener a sus crías y aparearse. Su estancia dura cinco meses y regresan al Mar de Bering, en Alaska, para alimentarse durante el verano y el otoño, recorriendo 16 mil kilómetros en toda su trayectoria migratoria.

 

Existen tres lagunas de procreación y crianza en la costa oeste de Baja California: Laguna Ojo de Liebre, Laguna San Ignacio y Bahía Magdalena.

 

Los ejemplares de ballena gris, se acercan muchas veces a las embarcaciones de turistas y muestran la cola, asoman la cabeza fuera del agua enseñando sus ojos y realizan varios saltos. Es un espectáculo único que sensibiliza a las personas sobre la importancia de cuidar esta especie como parte de la biodiversidad de nuestro planeta.

 

Por ello, el gobierno mexicano, para garantizar su tranquilidad y bridar seguridad a los turistas, ha establecido reglas mínimas. Está prohibido:

 

Provocar la dispersión de un grupo de ballenas

 

Acosar o dañar de cualquier forma a las ballenas, así como obstruir el rumbo de las mismas.

 

Interponerse entre la pareja madre-cría o acercarse a ballenas que estén apareándose o pariendo.

 

Rebasar la capacidad de carga del ecosistema en las zonas sujetas a control establecidas por la SEMARNAT.

 

Realizar actividades de pesca, buceo, natación, esquí acuático y volar en paracaídas.

 

Usar embarcaciones tipo jet-ski o motos acuáticas, kayaks, canoas e inflables a remo, sumergibles.

 

Arrojar o verter cualquier tipo de desechos orgánicos, residuos sólidos, basura, así como descargar aceites, combustibles, desechos líquidos o cualquier otro tipo de contaminantes al agua.

 

Colectar, capturar, cazar, retener o apropiarse de ejemplares de flora y fauna silvestre, así como introducir ejemplares de especies exóticas, o transportar especies de una comunidad a otra.

 

Llevar a bordo cualquier tipo de mascotas.



Artículos relacionados

El ajolote

Aída J. Ortega Cambranis Fotografía: www.waza.org   Puebla, Puebla, México, 28 de diciembre de 2017, México Ambiental/BUAP.- Ajolote (del náhuatl

Cría de mono aullador es rescatada en Tabasco

Villehermosa, Tabasco, México, 7 de febrero de 2019, México Ambiental. – Una cría de mono aullador de aproximadamente un mes

Las zonas de refugio pesquero son esenciales para el manejo pesquero y recuperación de las especies

Mazatlán, Sinaloa, México, 23 de marzo de 2018, México Ambiental.- En México se han creado más de 30 refugios pesqueros